¿Por qué tu rueda delantera vibra cuando bajas? El efecto Shimmy

GuardarSavedRemoved 0
Puntuación+1
Puntuación+1

No hay nada más detestable que la vibración de la bici cuando estas en medio del recorrido. Tener que bajar la velocidad para recuperar el control siempre te va a costar algunos segundos y, en muchas ocasiones, cada segundo cuenta.

Y es que cuando eso sucede, no solo los segundos entran en juego. ¡También lo hace tu integridad física!

La vibración en la bici es poco común y cuando ésta se da suele ser por causas bastantes puntuales como un cuadro en malas condiciones, llantas pinchadas o desalineadas, manillar desajustado… Sin embargo, siempre he considerado que la peor vibración de todas es la del efecto Shimmy ya que ésta siempre aparece en el peor escenario posible: justo en bajada y a altísimas velocidades.

Muchos ciclistas han experimentado esa brusca vibración en la llanta delantera cuando el recorrido es en bajada y la velocidad es cada vez mayor. De repente, la llanta empieza a vibrar de manera desenfrenada y, por ende, también lo hace el manillar.

Si ya has pasado por esto o quieres evitar cualquier sensación parecida, quédate para saber la verdad detrás del efecto Shimmy.

¿Qué es?

Si nunca lo has experimentado y piensas que el efecto Shimmy es una tontería o que se trata de una vibración muy leve, estas bastante equivocado…

Te mostrare dos ejemplos reales de la vibración causada por el efecto:

Cómo has podido ver en los vídeos, la vibración es lo suficientemente intensa como para hacerte perder el control de la bici, lo que es peligroso porque normalmente el efecto se presenta cuando vas muy rápido. Además, en caso de que vayas en grupo, puede ser aún peor.

Con los avances que hay  actualmente, no sería extraño que hubiera una explicación científica detrás del efecto Shimmy. Sin embargo, aún no está comprobado del todo la razón exacta del fenómeno.

La vibración está ligada al “desequilibrio dinámico”, que no es más que el fenómeno surgido al rodar en condiciones reales. Este se manifiesta como una falta de estabilización entre algunos de los componentes implicados en el avance de la bicicleta a través del asfalto.

Si no lo ves del todo claro, entiéndelo como una cuestión de aerodinámica.

Por ejemplo, los ‘supercoches’ tienen diferentes agujeros alrededor de toda su estructura para la  libre entrada y salida de aire, lo que le permite rodar a altas velocidades sin que el viento agite su armazón.

Aquí pasa algo muy parecido…

Al rodar a las velocidades que se alcanzan en una bajada, algunos factores puntuales (como los materiales de diferentes componentes o la flexibilidad de los mismos) hacen que el viento interfiera con la libre trayectoria de la bici.

Piensa como si la bici pasara de ser un cuchillo a una sombrilla. En vez de cortar el viento, el ciclista y la bicicleta pasan a ser una sombrilla totalmente abierta en la carretera, y por tanto, chocan contra una mayor cantidad de viento y este termina afectando su estabilidad y equilibrio.

La resonancia también juega un papel fundamental a la hora de desencadenar el efecto Shimmy, que no es más que una pequeña vibración producida en la horquilla. Cuando ésta es de un material flexible (fibra de carbono, por ejemplo) es poco probable que el efecto ocurra ya que el material se amolda a los movimientos de la bici.

Por el contrario, si ésta es de un material muy duro (aluminio), hay mayores probabilidades de que suceda ya que su firmeza le hará vibrar con más fuerza e intensidad cuando alcances altas velocidades

Causas y soluciones

Como te comenté al principio, no hay una razón exacta para que esta se produzca. Sin embargo, analizando cada caso, ya más o menos se han determinado las principales causas en base a las situaciones que más se repiten:

Alineación de las ruedas

Si las ruedas no están correctamente alineadas (aunque sea por milímetros) es obvio que se producirá algo de vibración al rodar y ésta aumentará de manera desenfrenada cuando ruedes a altas velocidades.

La mayoría de los problemas de este tipo se deben a un golpe justo en la dirección de alguna llanta. Si puedes, dile a un compañero que te escolte a una distancia prudente y mira con atención si ambas ruedas están alineadas.

De no estarlo, corrígelo lo más pronto posible.

Rueda delantera radial

Cuando se instala una rueda con menos radios de lo normal, esta debe ir ajustada con una presión mayor. Al estar tan rígida, hace que las vibraciones sean más frecuentes y las mismas se agravan cuando circulas a altas velocidades.

Materiales de composición diferentes

Si la horquilla y el cuadro de la bici son de materiales diferentes, las probabilidades de sufrir Shimmy son bastante altas. Tenlo muy en cuenta.

Turbulencias

Por último, está el tema de la aerodinámica que te comentaba al principio.

Este se presenta en múltiples situaciones como al descender a altas velocidades o al salir del rebufo de algún vehículo o pelotón.

Cuando comienzas a chocar con el viento a velocidades altas, el mismo hará que comiences a despegarte del suelo, por así decirlo, y la primera cosa que se ve afectada de toda la bici es la dirección y el control.

Para solucionar la mayoría de situaciones que te acabo de comentar, bastará con adoptar una posición mucho más aerodinámica para cortar el viento mejor  y que este no termine afectado a la dirección de la bici.

Con que inclines el peso de tu cuerpo hacia adelante y juntes las rodillas al marco de la bicicleta, adoptarás una posición mucho más aerodinámica. Para ilustrártelo mejor, pasarás de ser una sombrilla abierta a un cuchillo corta viento.

El efecto Shimmy  perjudica especialmente a los que practican primero ciclismo indoor y luego se pasan a carretera  ya que no están para nada acostumbrados a este tipo de situaciones.

Aparte de cambiar las zapatillas de spinning por unas zapatillas de ciclismo de ruta, trata de evitar todas las causas que aquí te nombro para evitar sufrir el efecto Shimmy.

Recuerda. Si sientes que la vibración empieza a quitarte el control, reduce la velocidad levemente y colócate en una posición más aerodinámica para recuperarlo.

 

 

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado